• Historias de Bariloche

4 formas de caminar Bariloche

Actualizado: 21 de oct de 2018


Más allá del esquí que atrae a deportistas y fanáticos en el invierno, la ciudad de Bariloche en la Patagonia Argentina es un lugar ideal para los que disfrutan de caminar. Por la montaña, el bosque o la ciudad, la zona invita a dedicar varias jornadas a diversos recorridos a pie.


La ciudad de Bariloche se sitúa sobre la costa del Lago Nahuel Huapi, entre la Cordillera de los Andes y la gran estepa patagónica que separa la Región de los Lagos y el Océano Atlántico. Así, a pocos kilómetros del centro se encuentran hacia el oeste los bosques y la selva valdiviana, y hacia el este las rocas y la aparente soledad de la estepa. Los paisajes diversos, las vistas deslumbrantes y la magia de la Patagonia atraen a caminantes de todo el mundo.


En esta nota repasamos algunas de las principales caminatas y recorridos para hacer en una visita a la ciudad de Bariloche y sus alrededores.


1. Salidas de trekking por el bosque, la montaña o la estepa. Ponerse calzado de trekking y salir a recorrer alguno de los senderos en la naturaleza es una de las actividades favoritas de locales y visitantes. Hay para todos los gustos: recorridos planos y de baja intensidad como el que va a la Cascada de los Duendes, los senderos del Parque municipal Llao-Llao o las rocas de la estepa en Villa Llanquín; caminatas de distinta intensidad por el cercano Cerro Otto; subidas más exigidas a refugios de montaña, como el Frey en el Cerro Catedral o el Cerro López; y travesías de varios días para caminantes entrenados, como Paso de las Nubes o el Camino de las Lagunas en la zona del Tronador. Los senderos suelen estar marcados, pero puede ser recomendable salir con un guía de montaña. El Club Andino es la fuente de información más confiable para las salidas de montaña. Clave: consultar por situación de los senderos, clima previsto, equipamiento y logística; para algunos recorridos hay que anotarse en registro de trekking. Más info en http://www.clubandino.org/si-vas-a-la-montana/


2. Caminatas suburbanas. La ciudad de Bariloche es muy extendida. Son muchos los kilómetros de calles aptos para recorridos por los barrios, con paisajes destacados. Nuestras favoritas, la zona de la Costanera, desde el Centro Cívico hacia Ñireco; la costa del lago en distintos tramos de lo que se conoce como el Circuito Chico (por ejemplo, desde el centro hasta el Barrio Melipal en el km 4 de la Avenida Bustillo recorriendo las calles internas de este barrio residencial y parando para una cerveza en Blest o Manush); el Barrio Belgrano con sus calles históricas y construcciones de estilo europeo; y la renovada calle Mitre para una caminata de compras y gastronomía. Recomendado el calzado cómodo y con buena suela, aun para la ciudad, sobre todo en invierno, ya que puede haber hielo, piedras y barro.


3. Walking tours. Las caminatas guiadas o walking tours son tendencia en las grandes ciudades del mundo. Salir en un grupo conducido por un guía de turismo permite sumergirse en la cultura, interactuar con otros visitantes, descubrir secretos e interpretar lo que se ve, preguntando a expertos locales. Suele haber recorridos históricos, culturales, arquitectónicos o literarios, entre otros temas de interés para residentes y turistas. Historias de Bariloche ofrece desde 2016 una variedad de recorridos urbanos guiados en español y en inglés, que parten desde la Secretaría de Información Turística, en el Centro Cívico. Hay una caminata introductoria de 30 minutos alrededor de esta plaza central, recientemente nombrada patrimonio histórico, y cuatro o cinco caminatas temáticas más extensas que varían cada día y cubren los “Secretos de Bariloche, Nahuel Huapi y Patagonia”, visitas al Museo de la Patagonia y la iglesia Catedral, y la “Huella Alemana”, una de las más populares, que explora la inmigración de este país, incluyendo la presencia Nazi en la zona. En temporada es recomendable reservar. Más info en www.historiasdebariloche.com.ar.


4. Caminatas con degustaciones. Las chocolaterías de Bariloche y algunas tiendas de productos regionales como dulces y ahumados, ofrecen a los visitantes una muestra de sus especialidades, así que una caminata por la céntrica calle Mitre –renovada recientemente y transformada en una semi-peatonal— puede estar salpicada de bombones, alfajores o chocolates en rama. Para una experiencia gastronómica más amplia, Historias de Bariloche lanzó esta temporada de invierno 2018 la primera caminata-degustación, “Sabores de Bariloche”, que combina un recorrido turístico a pie con visitas a diversos locales de comida, chocolaterías y cervecerías. Una caminata más relajada y apta para todos los niveles de entrenamiento! Se puede reservar en la página de la empresa o por whatsapp al +5492944603924.

249 vistas1 comentario

© 2017-2019 Historias de Bariloche. Patagonia Argentina.

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now